Teatro Argentino



JULIO| 28

Domingo, 28 Julio, 2019

Quinto concierto del Ciclo La Orquesta Estable y sus Solistas

GRANDES OBRAS DE MOZART, BEETHOVEN Y BRUCH EN LA SALA PIAZZOLLA

El domingo 28 de julio próximo, a las 18.30, en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Argentino de La Plata, dependiente del Ministerio de Gestión Cultural de la Provincia de Buenos Aires, se efectuará el quinto concierto del Ciclo La Orquesta Estable y sus Solistas.

Con la dirección de Roberto Regio se ejecutarán la Obertura de “Las bodas de Fígaro”K. 492, de Wolfgang Amadeus Mozart; el Concierto para violín y orquesta N° 1en sol menorOp. 26, de Max Bruch (con la intervención como solista de Julieta Luchetti Favero) y la Sinfonía N° 5en do menorOp. 67, de Ludwig van Beethoven.

Las entradas, a un costo de $ 250, estarán disponibles en la boletería del Teatro (habilitada de martes a sábados, de 10 a 20; los domingos, de 10 a 17 y los días de función hasta el horario de comienzo del espectáculo) o por medio de Tu.Entrada.comTel. 011-5254-9100 (acceso a Internet a través de: www.tuentrada.com/teatroargentino). Jubiladospensionadosdocentes estudiantes de todos los niveles tendrán un 50 % de descuento. Las personas con discapacidad contarán con acceso gratuito y su acompañante abonará la mitad del precio.

Los autores y sus creaciones

Habitualmente incorporada al repertorio de conciertos y una de las Oberturas más célebres de Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791) es la de su ópera bufa “Las bodas de Fígaro” (“Le nozze di Figaro”), con un libreto de Lorenzo da Ponte basado en la obra homónima de Beaumarchais. El genio de Salzburgo gestó la pieza completa entre 1785 y 1786 y el estreno se produjo en Viena el 1° de mayo de este último año. En este brillante introito sonoro –que no incluye ninguno de los motivos que se desarrollarán después- conviven al mismo tiempo la tensión y una desbordante alegría. El compositor nos deja así predispuestos del mejor modo para escuchar lo que vendrá a continuación: una comedia musical ágil, ingeniosa y mordaz.

Max Bruch (1838-1920) escribió su Concierto para violín y orquesta N° 1 entre 1864 y 1866. Lo sometió a varias revisiones hasta darle forma definitiva en 1868. La primera versión se estrenó en Koblenz (Alemania) en 1866, con la batuta del propio autor. La última tuvo su première  en 1868 con la dirección de Karl Reinthaler. Es la partitura más conocida de Bruch y, junto a los conciertos de Brahms y Beethoven, una de las más populares del repertorio romántico alemán. De hecho eclipsó a otras producciones del compositor como su Fantasía escocesa. Como no era violinista, el músico pidió asesoramiento a Joseph Joachim, a quien a la postre le dedicó la pieza. Está dividida en tres movimientos y su ejecución demanda aproximadamente 25 minutos.

Una de las obras más emblemáticas de la historia de la música occidental, la Quinta Sinfonía de Ludwig van Beethoven (1770-1827), fue concebida en el período comprendido entre 1804 y 1808. Su primera ejecución tuvo lugar en Viena, el 22 de diciembre de 1808, con la conducción del mismo autor. Se extiende por alrededor de media hora y cuenta con cuatro movimientos: Allegro con brio/Andante con moto/Scherzo. Allegro/Allegro. Comienza con el famosísimo motivo -denominado “el llamado del destino”- de cuatro notas: corto-corto.corto-largo, repetido dos veces. Alguien tan calificado como E. T. A. Hoffman escribió en un ensayo fechado en 1813: “¿Puede haber alguna obra de Beethoven que confirme en mayor grado su talento que su indescriptiblemente profunda y magnífica Sinfonía en do menor? ¡Sorprende cómo esta maravillosa composición, en un clímax que sube sin cesar, lleva imperiosamente al oyente a ingresar a un mundo de espíritus infinitos!”.

 

>>>Conocé más sobre nuestros espectáculos y actividades en: facebook.com/TeatroArgentinoLaPlata/