Teatroargentino / Noticias / OCTUBRE| 6

Teatro Argentino



OCTUBRE| 6

Domingo, 6 Octubre, 2019

Concierto extraordinario en la Sala Astor Piazzolla
OBRAS DE MOZART, BARTÓK Y PÄRT POR LAS SECCIONES DE CUERDAS DE LA ORQUESTA ESTABLE DEL TEATRO ARGENTINO

 

 EL domingo 6 de octubre próximoa las 18.30, en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Argentino de La Plata habrá un concierto extraordinario a cargo de las secciones de cuerdas de la Orquesta Estable del primer coliseo bonaerense.

Con la dirección de Nicolás Favero, se interpretarán Divertimento en Fa mayorK. 138, de Wolfgang Amadeus Mozart; Fratres (Hermanos) de Arvo Pärt y el Divertimento para orquesta de cuerdasSz. 113 BB. 118, de Béla Bartók.

ENTRADAS: $ 250, estarán disponibles en la boletería del Teatro (habilitada de martes a sábados, de 10 a 20; los domingos, de 10 a 17 y los días de función hasta el horario de comienzo del espectáculo) o por medio de Tu.Entrada.comTel. 011-5254-9100 (acceso a Internet a través de: www.tuentrada.com/teatroargentino). Jubiladospensionados estudiantes de todos los niveles tendrán un 50 % de descuento. Las personas con discapacidad contarán con acceso gratuito y su acompañante abonará la mitad del precio.

 

Las obras que integran el programa▼

• El divertimento (“diversión” en italiano), género de estilo desenfadado y alegre, escrito usualmente para un número reducido de instrumentos, fue una forma musical muy difundida durante el siglo XVIII y, además de Haydn y Boccherini, fue cultivada por Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791). Al Divertimento para cuerdas en Fa mayor lo creó en 1772 en Salzburgo, de regreso de una exitosa gira por Italia que cambio su carrera para siempre. En la península se nutrió de nuevas ideas y formatos que absorbió e hizo rápidamente suyos. Tenía apenas 15 años cuando gestó éste, su tercer divertimento consecutivo, dividido en los tres movimientos convencionales. Entre dos secciones rápidas, en las que tienen gran protagonismo los primeros violines, se inserta un delicioso Andante. Gracia y encanto típicamente italianos impregnan la pieza, por lo que se sospecha que su inspiración surgió cuando Mozart permanecía aún en Milán.

• El compositor estonio Arvo Pärt nació en 1935 y cuenta actualmente con 83 años de edad. A su obra instrumental Fratres (Hermanos) la creó en 1977 y es un acabado ejemplo de la técnica “tintineante” (“tintinnabuli”) –así llamada porque tiene cierta reminiscencia con el tañer de las campanas- ideada por el propio músico. La pieza consiste en un conjunto de ocho secuencias de acordes,  separadas por un motivo de percusión recurrente, que siguen un determinado patrón. Aunque producto de una fórmula generativa relativamente simple, los progresivos acordes van dando lugar a la exploración de un rico espacio armónico. La partitura, que se ha transformado en una de las más emblemáticas del repertorio contemporáneo para cuerdas,  confirma a Pärt como uno de los precursores del minimalismo. Las imaginativas variaciones sobre unos mismos compases van de la agitación más frenética a la quietud más sublime y buscan evidenciar, según las palabras del propio autor, que “el instante y la eternidad están luchando dentro de nosotros”. Fratres ha formado parte de la banda de sonido de películas de directores cinematográficos tan destacados como los norteamericanos Paul Thomas Anderson y Terrence Malick, el español Víctor Erice y el chileno Pablo Larraín.

• Escrito en 1939, el Divertimento para orquesta de cuerdas es una de las últimas creaciones del húngaro Béla Bartók (1881-1945). Fue resultado de un encargo de Paul Sacher, quien lo estrenó con la Orquesta de Cámara de Basilea. Tras la Música para cuerdas, percusión y celesta de 1936, de gran carga intelectual, Sacher le solicitó una pieza más ligera. Tomando como referencia el concerto grosso del barroco, hay aquí un juego de permanentes contrastes entre lo que toca un pequeño grupo de solistas y lo que ejecuta el resto de la orquesta. Pese a esa intención inicial de liviandad, el segundo de los tres movimientos tiene un marcado carácter sombrío y abunda en armonías disonantes, evidencia tal vez de la preocupación de Bartók por la salud de su madre y la inminente ocupación nazi de su país. 

Mantenete al tanto de las novedades; seguínos en facebook> https://www.facebook.com/TeatroArgentinoLaPlata/